InspireU

5 trucos para mejorar tu salud gracias a la alimentación consciente

Si estás buscando una manera de comenzar a vivir una vida más saludable, una de las mejores cosas que puedes hacer es implementar algunos consejos de alimentación consciente. No se trata de castigarte con los antojos, sino de darte permiso para comer alimentos más saludables.

Empecemos por encontrar alimentos con los que disfrutes y además, reúnan cualidades beneficiosas, como por ejemplo frutas, alimentos ricos en fibra o lácteos. Así los tienes siempre contigo para comerlos regularmente, sabiendo que no estás consumiendo alimentos vacíos y así reducir al máximo ese sentimiento de culpa que a veces asoma la patita. Puede parecer difícil, pero cambiando el chip, puedes implementar ciertos hábitos de salud de una manera muy sencilla y, lo más importante, sin necesidad de esas dietas restrictivas que tanto daño nos pueden llegar a hacer. 

 

Contenido del artículo

Dieta equilibrada con tiempo

Encuentra un equilibrio entre tu dieta y tu tiempo. Asegúrate de comer tranquila y en calma no solo ahora, sino cada vez que tengas hambre. Trata de planificar tus comidas.

Constancia

Una de las partes más complicadas de cambiar tus hábitos alimenticios es que hay que ser constante, y eso, amiga mía, cuesta mucho. Muchas personas se pondrán a ello una o dos veces al año, pero si no han podido seguir una alimentación más saludable durante un largo período de tiempo, será muy difícil lograr los cambios que necesitan.

Así que te animo a ser persistente, que confíes, que te digas a ti misma que puedes y que, si no lo logras en algunos momentos, también está bien. La clave es la confianza que depositas en ti misma. Si esta está bien fuerte, se lo pondrás mucho más fácil a la constancia. Tienes que ser persistente y mantener el rumbo. Los cambios aparecen cuando estés dispuesta a integrar éstos como algo permanente en tu vida, más como un estilo propio de vida saludable y autoamor.

Consciencia

Cuando eres consciente de lo que comes, es un poco más fácil evitar la alimentación emocional. Aprenderás a leer los signos en tu cuerpo y adquirirás el hábito de notar los signos reveladores que te indican que has consumido alimentos que tu cuerpo no necesita o no le sientan demasiado bien o simplemente, no te hacen tener tanta energía como otros. Cuando te conciencias de estas señales, es mucho más sencillo decidir por ti y no dejar a la suerte tu relación con la comida.

 

Observar sin juzgar

Tómate un momento y piensa cuánto tiempo sueles utilizar para comer durante el día. Cuando sales a comer, puede parecer que estás comiendo todo el día, pero en realidad solo estás descomponiendo los alimentos a una velocidad de media hora aproximadamente. Te animo a que lleves un registro de esto encima y vayas apuntando cuántas veces comes y durante cuánto tiempo. Quizás descubrirás cosas muy importantes con respecto a la relación que estás teniendo con tu alimentación, cuánto tiempo de más o de menos le dedicas o cuántas veces comes sin hambre, por ejemplo.

Haz seguimiento de lo que comes

Finalmente, tómate un minuto para pensar en lo que realmente estás comiendo. Es importante observar la cantidad y tiempo que inviertes en el comer y beber pero todavía más determinante qué estás ingiriendo, con qué estás nutriendo tu cuerpo. No es cuestión de obsesionarte sobre lo que está bien o permitido comer. Ni mucho menos. Pero desde luego entender como punto de partida con qué combustible estamos haciendo funcionar el motor y si podríamos elegir un combustible más compatible. 

Mantener estas estrategias de alimentación consciente te ayudará a cultivar una estupenda relación con la comida, estar en paz con las restricciones que sin darnos cuenta nos ponemos y nutrir a nuestro cuerpo, más allá de únicamente el simple acto de comer. Puedes comenzar por llevar un registro como te detallo más arriba de lo que ingieres, cuántas veces y cuánto tiempo inviertes y hagas el ejercicio de observar con serenidad y lejos del juicio y de etiquetar tus decisiones toda la información de utilidad que sacas. Sin más, únicamente y como primer paso, observa. Esta puede ser una excelente manera de realizar pequeños cambios que tendrán un gran impacto a largo plazo. Los siguientes pasos, los vamos viendo en las próximas semanas. ¡Estate atenta!

Si tienes curiosidad por saber más, acompáñanos al próximo taller virtual “Comiéndome las emociones” que tendrá lugar vía Zoom el 17 de marzo de 19h a 20.30h.

Te mando un abrazo de los fuertes.

Lola, de inspireU

ser mas productivo

¿Quieres un desarrollo personalizado y hecho a tu medida?

Si nuestro programa no se ajusta a lo que andas buscando, no te preocupes, estoy aquí para ayudarte, sean cuales sean tus necesidades, te acompaño mano a mano. Si lo que prefieres son sesiones de terapia o de coaching individualizado y exclusivo, para trabajar en tus necesidades y objetivos relacionados con el manejo emocional y el estrés, te acompaño en sesiones de 1 hora de duración, ¿cada cuánto? tú decides, es tu proceso. 

La inversión es de 65€ por sesión. 

Quiero contarte más y encontrar una solución a tu medida, ¿hablamos?

domingos de bajon

Deja atrás los domingos de

Bajón

Recíbelo gratis en tu email

Al enviar el formulario estás aceptando nuestras políticas de privacidad.